Separación de Poderes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on vk
Montesquieu

Separación de Poderes

216 personas han leído este artículo.Iba a despotricar sobre el 12 de octubre y los motivos por los que creo que el día nacional debería

Read More »

216 personas han leído este artículo.

Iba a despotricar sobre el 12 de octubre y los motivos por los que creo que el día nacional debería ser el 16 de julio (aniversario de Las Navas de Tolosa) o el 19 de octubre (Boda de los Reyes Católicos). Ese era mi plan inicial. Hasta que he visto las noticias (en Internet, no veo la TV por higiene mental) y he cogido tal cabreo que me he visto obligado a cambiar de idea. Lo de cabrearme es algo que me pasa a menudo cuando miro las noticias, pero ahora tengo donde escribirlo y hay hasta quien me lee. Algunos insensatos incluso me toman en serio.

Resulta que ahora el Gobierno y sus socias han tenido la brillante idea de reformar la Ley Orgánica del Poder Judicial. Según sus propios argumentos es para renovar el órgano de gobierno de la judicatura sorteando el “bloqueo” del que acusan al PP. Lo que en un eufemismo que insulta a la inteligencia llaman bloqueo, en realidad es lo poco que quedaba para salvar la apariencia en la separación de poderes.

El CGPJ se compone de 20 vocales y un presidente elegido por estos. De los 20 vocales, 12 de ellos se escogen entre jueces y magistrados, los otros 8 entre abogados y juristas de carrera reputada. Hasta ahora el Congreso y el Senado elegían cada uno a 10 vocales y debían ser votados por al menos 3/5 partes de la Cámara. Con la nueva reforma los 12 vocales escogidos entre jueces y magistrados solo requerirán la mayoría absoluta. Esto es abrir la caja de Pandora, esto permite que cualquiera que tenga una mayoría absoluta en ambas cámaras pueda variar a su antojo el máximo órgano del poder judicial. Es una garantía para desestabilizarlo.

Hasta tal punto es grave que la Asociación Europea de Jueces ha publicado un comunicado expresando su gran preocupación porque España está dando un paso atrás en los objetivos fundamentales para la independencia del poder judicial (Aquí podéis descargar el documento traducido).

El documento hace algunas referencias que es recomendable conocer:

– La recomendación de la Comisión Europea establecía en su apartado 3.3 que “en los Estados miembros en los que se ha establecido un Consejo del Poder Judicial, su independencia es especialmente importante para evitar influencias indebidas del Gobierno o del Parlamento sobre la independencia de los jueces. (…) Por la misma razón, normas europeas bien consolidadas, en particular la Recomendación de 2010 del Comité de Ministros del Consejo de Europa, establece que “no menos de la mitad de los miembros de los consejos del poder judicial deben ser jueces seleccionados por sus homólogos de entre todos los niveles del sistema judicial y con respeto al pluralismo interno del sistema judicial”.

– El informe nº10 del Consejo Consultivo de Jueces Europeos (CCJE), a la atención del Comité de Ministros del Consejo de Europa, lo establece claramente:

“16. El Consejo de la Justicia se puede componer, ya sea exclusivamente de jueces, ya sea de jueces y de no jueces. En ambas situaciones, conviene evitar cualquier corporativismo.

  1. Cuando el Consejo de la Justicia se compone exclusivamente de jueces, el CCJE considera que dichos jueces han de ser elegidos por sus pares.
  2. Cuando su composición es mixta (jueces y no jueces), el CCJE considera que con el fin de evitar cualquier manipulación o presión indebida, el Consejo de la Justicia ha de contar con una mayoría sustancial de jueces elegidos por sus pares

– El informe del Grupo de Estados contra la corrupción (GRECO) sobre España del 8 de diciembre de 2017, destaca: “Una de las modificaciones claves en este punto consiste en que los doce miembros del Consejo de procedencia judicial sean elegidos directamente por sus pares

Y añade: “Ello es necesario no solo para remediar las críticas vertidas actualmente en el mismo seno de la carrera judicial, sino también para fortalecer la confianza de los ciudadanos en el sistema judicial en su conjunto”.

– El Estatuto Universal del Juez aprobado por la Unión Internacional de Magistrados, señala en su art 2.3 que “el Consejo de la Judicatura debe ser completamente independiente de los demás poderes del Estado. Debe estar compuesto por una mayoría de jueces elegidos por sus compañeros, de acuerdo con procedimientos que aseguren su mayor representación

Voy a transcribir el párrafo final porque resulta demoledor y merece la pena ponerlo. Suscribo hasta la última palabra.

“En lugar de aprovechar esta oportunidad legislativa para reformar el sistema de designación de los jueces del Consejo General del Poder Judicial reforzando las garantías de independencia de los jueces y magistrados, como pilar fundamental del estado de derecho, retornando al sistema anterior donde los jueces integrantes del Consejo General del Poder Judicial eran elegidos por sus iguales, alternativa que se propuso, la presente opción aumentará el riesgo de influencia política indebida en el nombramiento de los miembros del Consejo y en el sistema judicial en su conjunto, dañando la percepción de la sociedad sobre una independencia judicial efectiva.”

Algo que quiero decir, ya que tengo un cabreo importante y si me lo aguanto me saldrá una úlcera que no va nada bien con mi afición al alioli (ajoaceite para los de fuera de Valencia). Este gobierno no se puede permitir dar lecciones de democracia a nadie. No se puede pretender ser un demócrata mientras se socavan los cimientos en los que se sustenta el sistema democrático, como la independencia de los jueces. Sobre la libertad de expresión da para otro editorial que sin duda escribiré, aunque sea desde una celda.

Hay una cosa más, espero que Europa ponga el grito en el cielo. Yo como ciudadano europeo espero honestamente una respuesta por parte de unas instituciones que se supone deben velar por mis derechos. Si Europa opta por callar es comprensible que muchos ciudadanos españoles interpreten que el compromiso de la Unión Europea de velar por los valores democráticos son solo palabras vacías. La UE debe entender que si quiere que los ciudadanos aprecien las instituciones europeas esta es una magnífica ocasión ¿Quieren que los españoles se sientan europeos? Hagan que nos sintamos orgullosos de las instituciones europeas, expliquen a nuestros políticos lo importante que es la independencia del poder judicial.

No me quiero dejar algo que no entiendo y me cabrea todavía más. La mayoría de los medios e intelectuales de nuestro país, independientemente de su ideología política, no están montando un escándalo de esto. Yo no soy un vasallo ni comercio con la razón. Lo digo desde aquí y no me voy a cansar de decirlo, España necesita mejorar su calidad democrática. Quien quiera que ande la senda contraria me va a encontrar en su camino.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.
Privacidad
× ¿Cómo puedo ayudarte?